YPF: avanza una vieja demanda en Estados Unidos

En las últimas horas volvió a tomar estado público una demanda histórica que enfrenta YPF y que está basada en un viejo negocio: la compra de la compañía estadounidense Maxus durante la década del 90, una firma que luego debió enfrentar demandas de contaminación. En aquél momento estaba al frente de la petrolera, José Estenssoro.

YPF enfrenta ahora un reclamo de resarcimiento por u$s14.000 millones y la noticia es que ayer se conoció que el tribunal en Delaware dispuso las condiciones para que se avance en la recolección de pruebas. De esa manera, dio comienzo al procedimiento del juicio.

Como se presupone, esto podría tener un impacto significativo en la petrolera argentina, ya que la cifra antes expuesta representa varias veces su valor de mercado.

En YPF aseguran que esta decisión del juez no afecta el fondo de la cuestión. También, que las novedades son una decisión para dar forma y determinar el procedimiento del juicio. Sostienen que la decisión “la estábamos esperando”. Además, fuentes de la empresa señalaron que “hubo una audiencia en dónde se plantearon cuestiones procesales puntuales que el juez resolvió por escrito, como por ejemplo el número de testigos para sumar a la causa, situaciones que tenían que ver con aportar documentos, cuestiones muy técnicas”.

“Ahora las dos partes, tienen que presentar al juzgado un cronograma de cómo sigue el juicio, designar testigos y expertos”, dicen en la petrolera.

Como se dijo, YPF compró Maxus en los 90, pero esta última había sido dueña de una empresa llamada Diamond Shamrock, acusada de haber contaminado el río Passaic, en New Jersey. La acusación formal fue hecha posteriormente a la compra por parte de YPF:

La petrolera argentina se había quedado con Maxus en una estrategia de expandirse en la región. Sobre todo, cuentan los conocedores del mercado, que en aquella época buscaba capitalizar los activos de petróleo y gas que Maxus tenía en Bolivia. Hace unos tres años, la propia Maxus quebró y su causa fue directamente a Delaware.

 

Fuente: PetrolNews