Un pueblo cordobés zafó del apagón gracias a energía generada por cáscara de maní

La localidad de Ticino, situada 190 kilómtetros al sureste de la capital provincial, tiene poco más de 2.500 habitantes y cuenta con la Central Termoeléctrica Lorenzeti y Ruesch, que genera 5,0 Mega Watts de capacidad a partir de una planta de biomasa. “Mientras tengamos materia prima, somos autosustentables», dijo la intendenta.

El pueblo cordobés de Ticino, en el departamento cordobés General San Martín, se mantuvo con energía eléctrica el último domingo durante el apagón que dejó sin servicio a gran parte del país y países limítrofes, gracias a que produce electricidad en una planta de biomasa a base de cáscara de maní.

Según informó a los medios locales la intendenta Liliana Ruescht, la planta funciona gracias a la cáscara de maní, que actúa como combustible, y que mientras esté disponible esa materia prima puede ser autosustentable.

La localidad, situada 190 kilómtetros al sureste de la capital provincial, tiene poco más de 2.500 habitantes y cuenta con la Central Termoeléctrica Lorenzeti y Ruesch, que genera 5,0 Mega Watts de capacidad a partir de cáscara de maní.

“Tenemos un circuito con el generador de energía por biomasa que permitió tener energía. La generamos nosotros mismos, por la biomasa en base a la cáscara de maní. Mientras tengamos materia prima, somos autosustentables”, aclaró Ruescht a la emisora radial Cadena 3.

La jefa comunal agregó: “Esa energía se provee, pero, ante un evento como este, tenemos la posibilidad de aislarnos y brindar el servicio normal a nuestro pueblo. Cuando se cortó la energía llamé por teléfono porque estaba en Catamarca y me comentaron que estaban mirando televisión”.

 

Fuente: Conclusión