Por la caída de ingresos, Barrionuevo le bajó el salario a los trabajadores del gremio y amenaza con despedirlos

El cierre de bares y hoteles por el aislamiento hizo caer el ingreso del gremio de gastronómicos. Barrionuevo ya implementó un recorte en los salarios del personal del sindicato y ya resuena la amenaza de despidos.

La crisis que generó el aislamiento social preventivo y obligatorio golpea al sector gastronómico y del turismo e incluso al mismo sindicato que, según confirmaron, vio caer sus ingresos de manera estrepitosa.

Según trascendió, Luis «Bandeja» Barrionuevo ya definió un recorte salarial del 25% al personal del gremio y empezaron a circular fuerte los rumores de que podrían llegar a despedir personal.

La recaudación de abril cayó un 36% respecto de la marzo. Y que la cuota sindical tuvo una cobrabilidad de entre 8% y 10%. Y no hay gran perspectiva en el corto – mediano plazo.

El sector está en jaque. El sindicato trabaja junto con empresarios en protocolos alternativos para poder abrir las puertas, pero ninguno convence por los costos. Reabrir las puertas de bares y restaurantes será algo muy difícil después del aislamiento.

Fuentes del gremio, optimistas, consideran que los locales que logren sobrevivir al cimbronazo recién podrán reabrir en septiembre.

Para los empleados de la actividad el gremio ya firmó un acuerdo de suspensiones a cambio del 75% del salario. En principio el entendimiento de la gastronomía y la hotelería tendrá una duración por abril y demandará firmas puntuales cada mes.

Desde el gremio explicaron que por tratarse de una de las actividades más afectadas por el confinamiento será previsible la caída de miles de empresas.

Fuente: Info Gremiales