Grave persecución a lista opositora en SUPA Campana

Duras acusaciones contra Gustavo Rodríguez, secretario general del sindicato, que llegó al cargo luego de una “fraudulenta” elección de autoridades.

Una fuerte acusación recae contra la actual gestión del Sindicato de Estibadores de Campana. Trabajadores de la actividad acusan al secretario general Gustavo Rodríguez de persecución a opositores.

Los ataques persecutorios están dirigidos hacia estibadores que apoyaron a la lista opositora conducida por el dirigente Pedro Pereyra en las elecciones realizadas en diciembre pasado bajo un manto de sospecha.

Fuentes del sector hablan de “elecciones fraudulentas” realizadas sin reconocimiento por parte del Ministerio de Trabajo, quien al día de hoy no entregó certificado de autoridades a la actual conducción por desconocer el acto electoral.

Después de la elecciones llegó el asedio a opositores. La persecución estaría garantiza por connivencia entre Rodríguez y las empresas de la actividad al realizar un filtro en los listados de contratación, que permite la modalidad de trabajo de los estibadores.

Esta persecución se extendió al mismo Pereyra, violando su amparo gremial, fuero que se garantiza por normas nacionales y convenios de la Organización Internacional del Trabajo (OIT).

El gremio se encuentra en estado de acefalía y el rumor de una intervención suena con fuerza en el ámbito portuario.

Según fuentes en el ministerio de Trabajo consultadas por Mundo Gremial, la potencial intervención de la organización debería estar a cargo de la FEPA (Federación de Estibadores Portuarios Argentinos), por ser el SUPA Campana un sindicato de base de la entidad.

Desde la FEPA, su secretario general Marcelo Osores evitó referirse a una posible intervención, aunque señaló que “es muy importante garantizar las elecciones transparentes” y que “los trabajadores no tienen que pagar el plato de las diferencias electorales”.

 

Fuente: Mundo Gremial